martes, 29 de abril de 2008

Angelinos crecidos ante la adversidad

DETROIT -- Los Angelinos han jugado un mes sin sus dos mejores lanzadores abridores, John Lackey y Kelvim Escobar. Su cerrador, Frankie Rodríguez, ahora es que está cayendo en forma luego de lidiar con dos tobillos malos. Su mejor bateador más puro, Howie Kendrick, apenas ha jugado 10 partidos debido a una lastimadura en una pierna.

Y aun así, volaron temprano el lunes a casa, luego de ganar cuatro de seis juegos en Boston y Detroit, empatados con Oakland con el mejor récord de la Liga Americana. "Ellos son," según dijo Jim Leyland, "realmente buenos." "Tenemos la oportunidad de lograr algo especial," dijo Mike Scioscia, a lo que Torii Hunter añadió, "si nuestro pitcheo se aglutina, podemos ser el mejor equipo en la liga."

Los Angelinos, quienes han llegado a los playoffs en cuatro de los últimos seis años, y han ganado una Serie Mundial, sobresalen por su pitcheo. Y hasta la victoria de Jered Weaver sobre Justin Verlander el domingo en la noche, sus tres grandes de Lackey, Escobar y Weaver tenían apenas una victoria de manera combinada. "Algunas veces los equipos se crecen ante la adversidad," dijo el coach de pitcheo Mike Butcher. "Eso es lo que parece que ha pasado aquí."

Lo que ha pasado en la ausencia de Lackey y Escobar y la mala suerte de Weaver es que el cuerpo de abridores fue forzado a ser reconstituido. Jon Garland ha hecho lo que se supone que hiciera, por lo que lo trajeron en cambio por Orlando Cabrera -- hacer aperturas, lanzar muchas entradas y vencer a los equipos que se supone que venza, razón por la cual tiene marca de 3-2 con una efectividad de 5.02 que se supone que baje con el tiempo. Pero el más importante desarrollo en el primer mes de temporada es el establecimiento de Ervin Santana y Joe Saunders como lanzadores de cabecera -- tienen marca de 8-0 en 10 salidas con efectividades de 2.97 y 2.55, respectivamente.

Denle crédito a Scioscia y Butcher; en la primera semana de lanzadores y receptores en el entrenamiento primaveral, ellos predijeron la actuación de Santana. El dominicano descendió de 16-8, 4.28 en 2006 a 7-14, 5.76 en 2007, una temporada tan mala en la que por poco fue cambiado junto con Erick Aybar por Miguel Tejada antes de que el dueño de los Orioles Peter Angelos vetara el cambio, que hubiera sido mucho, mucho mejor que lo que Baltimore obtuvo luego desde Houston.

"Fue un simple fallo que no pudimos arreglar en la temporada," dijo Scioscia sobre el renacimiento de Santana. "Todo está en el viraje de su cadera. Se le estaba quedando demasiado abierta, no estaba moviendola hacia el plato, y Butch lo trabajó bien durante el invierno."

Mientras Santana llegaba a las 96-97 mph el viernes en la noche en Detroit, los bateadores de los Tigres despotricaban sobre él, y Saunders se ha desarrollado en un sólido abridor zurdo con toque, un cambio terrible y velocidad entre 90-92 mph. "Me siento realmente bien acerca de mi progreso," dijo el ex seleccionado No. 1 por Virginia Tech quien fue sometido a una cirugía de brazo poco después de haber sido escogido en el sorteo, y quien ha visto su carrera y su repertorio ascender a través de la organización de los Angelinos.

Lackey se encuentra en rehabilitación y se espera que regrese a mediados de mayo. Scot Shields está de vuelta luego de problemas con su mecánica a principios de temporada, y, Rodriguez, quien está saludable, tiene 9 rescates en 10 oportunidades, ahora armado con un tremendo cambio (su velocidad en el brazo es realmente buena) que lanza en un 25 porciento del tiempo a bateadores zurdos. "Estar donde estamos con todo lo que hemos pasado con nuestros lanzadores es realmente sorprendente," dijo Hunter. Y Nick Adenhart viene en camino, desarrollándose con el equipo Triple A de los Angelinos en Salt Lake, con marca de 20-1.

Quizás el dueño de los Angelinos Arte Moreno sea un promotor y vendedor maestro, pero siempre ha entendido la importancia de invertir en escuchas y desarrollo y la importancia de la continuida en el sistema de fincas. Lackey, Rodríguez, Saunders, Santana, Weaver y Shields son todos producto de la organización de los Angelinos, y Adenhart no está muy lejos.

Entonces echémosle una mirada al equipo en el terreno. Oh, hay veteranos -- Vlad Guerrero, Hunter, Garret Anderson, Gary Matthews Jr. Ellos juegan al estilo de Scioscia, lo que vuelve locos a los otros equipos.

"Ellos son realmente difíciles de vencer," dijo Verlander. De hecho, ellos retan a las defensas contrarias con la teoría de que no hay luces amarillas o rojas en su autopista. Las últimas dos temporadas, lideraron la Liga Americana en ir de primera a tercera base, y lideraron la liga en robos de bases; también fueron líderes en ser puestos fuera yendo de primera a tercera y atrapados en intentos de robo. "Se nos dice que debemos tomar riesgos y no tener miedo," dijo Chone Figgins. "Ellos logran forzar muchos errores," dijo Leyland.

"Los jugadores del cuadro deben estar constántemente pendientes a la posibilidad de robos y jugadas de corrido y bateo, sin importar la situación en el juego," dijo Dustin Pedroia de Boston, y el reporte de escuchas de su equipo le recordó a los jardineros de Boston que los Angelinos pueden retar a cualquier jardinero en cualquier momento. "En uno de mis primeros

entrenamientos primaverales Jim Edmonds fue puesto yendo de primera a tercera base," dijo Scioscia. "Le dije, 'no hay problema. No te detengas de hacer lo que estás haciendo. Esa es la manera en que este equipo va a seguir jugando."